Museo Würth La Rioja
Exposiciones actuales
Archivo

 

 

 

 


Archivo
09/07/10 - 07/11/10
Félix J. Reyes. Aún aprendo

El título de esta exposición del Museo Würth La Rioja, Aún aprendo, la mayor retrospectiva de Félix J. Reyes hasta el momento, hace referencia a la especial condición de algunos (pocos) artistas que, aunque consagrados, siguen manteniendo intacta su capacidad de experimentar, de reinventarse, de aprender. Para Reyes, esta condición resume también el concepto de su obra, el proceso de encuentro de su propio lenguaje estético, cuya evolución podemos recorrer en esta muestra. Félix J. Reyes, nacido en Valleseco (Gran Canaria) en 1941, ha desarrollado la mayor parte de su trayectoria profesional, desde 1966, como Catedrático de Volumen de la Escuela de Artes de Logroño. Desde hace unos años, en el fértil estudio de Santa Lucía de Ocón que comparte con su mujer, la artista Rosa Castellot, se encuentra con sus memorias a las que les da cuerpo para que habiten los espacios públicos y privados.

Con sus 44 obras, la exposición resume las diferentes épocas del desarrollo artístico de Félix J. Reyes. Estas etapas no sólo se diferencian por los materiales utilizados (bronce, piedra y madera) sino también por el proceso de trabajo previo a la fundición de las piezas en bronce (modelado en barro o desbastado en madera). De la mano de sus personajes, conocidos del pasado en su mayoría, Reyes se adentra en los grandes temas: la alegría de vivir, la muerte, la soledad, el erotismo, el sexo, el dolor, la incertidumbre, la solidaridad.

Félix J. Reyes

Abrazo eterno, mármol de Ulldecona, 14 x 40 x 14 cm, 1997, Colección privada

La exposición ocupa 4 espacios del museo; en el primero de ellos, El Camino, se encuentran las piezas más pequeñas, realizadas entre 1964 y 2008. Muchas de éstas son modelos previos para la realización de esculturas a tamaño natural como La Familia, que pasea por la Calle Calvo Sotelo de Logroño o Conversación, ubicada en los jardines del Museo Würth La Rioja. La sala está ordenada cronológicamente en etapas que se distinguen por los materiales utilizados por el artista: bronce, piedra, bronce y madera. El recorrido de estas cuatro etapas nos permite comprender la evolución estética de Félix Reyes que avanza hacia una creciente simplificación de las formas, como bien se puede observar en las obras realizadas en piedra como Abrazo eterno o Parto. La simplificación se complementa en los dos periodos siguientes (bronce y madera) con la estilización anatómica de los personajes, los volúmenes redondeados de las etapas anteriores dan paso a líneas más suaves y a texturas suavizadas que, en el caso de las esculturas más recientes en madera, se acercan cada vez más a una progresiva abstracción de unos personajes que, sin rostro, comunican casi por la piel.

Félix J. Reyes

De izquierda a derecha: Cheo, Agustinito, D. Francisco, Gloria, Eugenia, Soli, Teresa, Cecilia, Manolo, Tita, Cloti, Merche, Amalita, Soli (niña tumbada), Zoraida e Isabelona, pertenecientes a las instalaciónes Lugar de encuentro
y Mi barrio, madera de pino, tamaño natural, 1997-2000, Colecciónes privadas

La madurez artística de Félix J Reyes le está llevando a recorrer nuevos caminos estéticos que están expuestos en los otros tres espacios que ocupa la exposición. Los conjuntos escultóricos de Reyes son muestra de una preocupación por el papel de la escultura en el espacio y por la función del espectador que carga de sentido las piezas al interactuar con ellas. En la terraza del ala este, las 3.000 figurillas de alabastrina de Solidaridad, nos muestran la faceta más comprometida y dramática del artista. Por su parte, en la terraza oeste, los personajes de Lugar de encuentro y Mi barrio (dos instalaciones de finales de los ’90) habitan el espacio con su cálida textura y su olor a madera, y nos invitan a deambular entre ellos, a formar parte del imaginario de los recuerdos isleños de Reyes y a descubrir el diálogo del artista con anillos, vetas y nudos. El último espacio expositivo, el Hall principal del museo, está ocupado por Laberinto, la obra más reciente del artista, expuesta por primera vez y formada por 365 esculturas de madera de pino en las que los personajes mudos, con sus rostros desprovistos de rasgos, con sus cuerpos desprovistos de brazos, crean una multitud de voces entre las que transitar, de miradas en las que perdernos e identidades en las que encontrarnos.

Félix J. Reyes

Laberinto, 365 figuras de madera de pino, 160 / 180 x 14 x 9 cm (cada figura), 2006-2009,
Colección Würth España, Nº Inv. 14672

http://www.reyes-esculturas.com/

  Pol. Ind. El Sequero, Avda. Cameros pcls. 86-88, 26150 Agoncillo - La Rioja
Teléfono: +34 941 010 410 . Fax: +34 941 010 411
museowurth.larioja@wurth.es
Facebook Twitter Vimeo Google Newsletter
  Wurth

Preparar visita . Servicios . Planos . Tour virtual . Normas . Contacto
Museo . Arte en Würth . Colección Würth . Colección Würth España
Exposiciones actuales . Archivo de exposiciones
Programación cultural . Suscripción . Espacios de cesión
Actividades educativas . Escolares . Espacio Arte . Prácticas . Prensa

  Todas las actividades del Museo Würth La Rioja
son proyectos de Würth España S.A.